Llegamos al octavo día de esta hermosa, profunda y didáctica Novena en honor a nuestra Madre. Un camino de formación acompañados por nuestro predicador P. José Luis Sánchez sdb. Este año el tema de la Novena es “Todo por amor” es lo que nos pide la Madre a hacer todo por amor como lo hizo Jesús, su hijo.

En este octavo día de Novena el mensaje fue “Terrible como un ejército ordenado a la batalla”. Animaron los Oratorios salesianos. María es la madre fuerte que no abandona a sus hijos en este peregrinar. Por eso la llamamos Auxiliadora de los cristianos porque es el Auxilio potentísimo fuerte y eficaz y así se le ha llamado desde el inicio de la Iglesia. Así también se le denomina “terrible como un ejército ordenado a la batalla” significa la fuerza de la mamá cuando sale a defender a sus hijos, Ella es nuestra Madre María Auxiliadora, guerrera, la Madre de los tiempos difíciles de sus hijos que acuden a Ella. Principalmente en las batallas internas de cada uno de sus hijos… San Bernardo nos recuerda estas frases tan significativas “Muestra que eres mi Madre” y la Madre nos diría “Muestra que eres mi hijo”. La Virgen, nuestra Madre siempre está atenta a nosotros, Ella debe ser la vencedora de todas nuestras batallas. Acudamos a ella con amor, confianza porque Ella es “Terrible como un ejército ordenado a la batalla cuando se trata de salvar a sus hijos queridos”

Fiel devoto de María Auxiliadora, recuerda que tenemos un compromiso de amor con la Madre en su Novena. Les recordamos este 23 de mayo, víspera de la fiesta de la Madre, se llevará a cabo la tradicional verbena, el homenaje de amor. Sigamos encendiendo nuestros corazones de amor y gratitud a la Madre

Ave María purísima, sin pecado concebida!

¡Viva Cristo!  ¡Viva María Auxiliadora!